Aviva vuelve a la carga a manos de Abeking & Rasmussen

EN ALTAMAR A VIVA VOZxxx.  

Cuando una persona elije continuar explorando el océano solicitando una nueva nave al mismo astillero que le brindó el yate de sus sueños es porque espera obtener el mejor de los resultados. Y esta es, sin duda, la sensación que produce el nuevo Aviva por Abeking & Rasmussen.
Al respecto, luego de haber disfrutado del primer Aviva por casi diez años, el afortunado cliente invitó al estudio Reymond Langton Design a participar por una segunda vez en la creación de este nuevo yate. Es así como el diseñador Toby Silverton participa en su concepción ofreciendo como resultado una embarcación elegante y de líneas puras dueña de una eslora de 98 metros y una manga de 17 metros, un verdadero superyate.

Asimismo, esta nave luce un casco curvilíneo gracias al uso de nuevas tecnologías que mejoran su estabilidad en el mar, así como una reducción del modelos anteriores. Gracias a ello el motor requiere de menos esfuerzo y, por ende, consume menor combustible. Por otro lado, cuenta con una velocidad máxima de 20 nudos; siendo capaz de surcar las aguas a unos 11 nudos gracias a sus motores eléctricos, sin la intervención de los motores principales. En palabras de Til von Krause, director de Abeking & Rasmussen: Aviva representa un hito para la compañía alemana, ya que es el resultado de tres intensos años donde el cliente y el equipo de constructores demostraron un trabajo y diálogo excepcionales”.

Al respecto, este yate fue construido teniendo en mente que el dueño pasaría la mayor parte de su tiempo en él (diez meses al año), por lo que el nuevo Aviva incluye una serie de excepcionales amenidades entre las que se encuentra una cancha de tenis. Así es, una pista de tenis de 20 metros de largo, 10 metros de ancho y 6.5 metros de alto. Un verdadero reto para el equipo de diseñadores, ya que el cliente deseaba que esta área pasase desapercibida por los visitantes. Al respecto, este espacio puede ser acomodado para jugar deportes como fulbito o desempeñar otras actividades. Por otra parte, con respecto a su exterior, Aviva exhibe cuatro colores, azul para el casco, plateado para la superestructura, negro para ventanas y paredes, y gris oscuro para los detalles del mástil y ciertas zonas en la popa.

Aparte, el nuevo Aviva incluye habitaciones y gimnasio amplios, un extenso bar, muebles empotrados, y techos orgánicos esculpidos a 2,6 metros de altura que reciben luz indirecta y luz artificial.

ABEKING & RASMUSSEN
www.abeking.com