ATSA: Minutos que salvan vidas

User Rating: 0 / 5

Star InactiveStar InactiveStar InactiveStar InactiveStar Inactive
 
ATSA: Minutos que salvan vidas
Cada minuto es vital e importante en una evacuación aeromédica. Por ello, es imprescindible disponer de un servicio integral y flexible que minimice tiempos y riesgos en la atención pre-hospitalaria hasta llegar al lugar destino. Para ATSA esta es la prioridad máxima.

El servicio de evacuación aeromédica es una de las seis líneas de negocio de ATSA. Esta línea comprende el transporte de pacientes de cama a cama, es decir, desde el punto de origen donde se encuentra el paciente hasta un centro asistencial con mayor capacidad de resolución. Se atiende solicitudes los 365 días del año, las 24 horas al día y los traslados se efectúan a las tres horas de ser aprobado el servicio para el territorio nacional. En el caso de ser un traslado internacional, como Europa por ejemplo, tomaría un poco más de tiempo debido a los permisos que se necesitan tramitar.

ATSA, con 35 años de experiencia en el mercado, sigue los protocolos y procedimientos de medicina aeronáutica y cuenta con dos de los programas internacionales de seguridad más importantes y exigentes de la aviación mundial como son: BARS (Basic Aviation Risk Standard), con el status Gold y ARG/GUS (Aviation Research Group), con la categoría Gold Plus. Además, acaba de obtener el certificado de calidad ISO 9001.

Factores a considerar
Al recibir una solicitud de evacuación aeromédica se tiene en claro que toda la información proporcionada por el cliente es vital. De la evaluación, liderada por el director médico de ATSA, dependerá la viabilidad del traslado. El director médico es quien mide todos los riesgos que pueden surgir y determina el equipamiento de la aeronave y el personal médico que se requiere.

Todo el personal médico conformado por médicos especialistas, enfermeros y coordinadores médicos, debidamente calificados y continuamente capacitados por ATSA, evalúa y acondiciona al paciente, monitoreándolo constantemente durante el traslado, tanto en las ambulancias terrestres como a bordo de las aeronaves, desde el punto de origen hasta el lugar de destino final.

Entre las aeronaves más solicitadas para una evacuación aeromédica están los modelos Piper Cheyenne III y Beechcraft 200. Son configuradas debidamente como una UCI (Unidad de cuidados intensivos) en el aire con equipamiento médico como: desfibrador, incubadoras, monitor cardiaco, oxímetro, bomba de infusión, aspirador de secreciones, entre otros. Del mismo modo, la cabina está climatizada, preparada para realizar un vuelo seguro y cómodo, con todo lo necesario y sin riesgo para el paciente.

Componentes del servicio de evacuación aeromédica
-Servicio de ambulancia terrestre, desde el punto de partida hasta el punto de llegada.
-Traslado vía aérea en aeronaves configuradas para ambulancia aérea, según diagnóstico del paciente.
-Personal especializado: médico, enfermero y coordinador de vuelo.
-En cuanto al equipamiento de los aviones, estos cuentan con:

  • Unidad de cuidados intensivos
  • Unidad de trauma shock
  • Unidad neonatal
  • Unidad de quemados
  • Adulto/pediátrico/neonatal

Si desea saber más sobre todo lo que ATSA tiene para usted, puede hacerlo a través de su web: ATSA PERU o llamando a su línea de servicio: +511 717-3240 / +511 363-7457

ATSA: Minutos que salvan vidas

ATSA: Minutos que salvan vidas